[ Cerrar ]

“ACLARANDO A… EL AMOR”


Publicado el 29 de Mayo del 2017 10:08 a.m. OPINIÓNEl Clarín Por: Juan Bernardo Martínez Ventura



 

Por Juan Bernardo Martínez

El tema de “El AMOR”, es sumamente extenso, pero en el esfuerzo de la claridad hacemos esta columna. “Normalmente” cuando las personas hablan de amor, es haciendo referencia a cuestiones sentimentales, asuntos que pertenecen a relaciones interpersonales, asuntos que se determinan dentro de lo “romántico”. Entendamos que la palabra “romántico” viene del movimiento cultural llamado “Romanticismo”, que se vivió en Europa a finales del siglo XVIII, movimiento reactivo contra el racionalismo , la Ilustración y el Neoclasicismo (criterios relacionados a la realidad razonada), imperando sobre ellos el “romance” que daba mayor importancia a los sentimientos que a la razón, más predominación de lo intangible y que a la realidad. Por este motivo, se considera que el amor está relacionado con lo romántico. Así es que, a finales del siglo XVIII se empezó a relacionar al amor como algo intangible, “oficialmente” el amor pasó a ser algo “romántico”. ¿Y ENTONCES QUÉ ERA EL AMOR ANTES DEL SIGLO XVIII?.. ¿Acaso el amor no existía antes del romanticismo?... ¡CLARO QUE EXISTÍA!, lo explicaremos más adelante.

En el mismo orden de ideas, el amor en la actualidad tiene una característica que en “la normalidad” de la sociedad es muy aceptada y considerada: relacionan al amor directamente con el sexo, aún llegando a pensar que tener relaciones sexuales es “hacer el amor”, esto es debido que así suponen que se cumple lo de “hacer sentir bien a los demás”.  Por otra parte, la filosofía expone que el amor es una virtud humana razonada (o sea que puedes decidir amar o no), y que representa afecto,bondad y compasión. Por otra parte, la ciencia social dice que lo que conocemos como amor es un estado evolucionado del primitivo instinto de supervivencia, para mantener a los seres humanos unidos en sociedades y facilitar la continuación de la especie mediante la reproducción. Las religiones cristianas definen al amor como acciones bondadosas hacia todas las personas, anticorruptibles, sin egoísmo, sin vanidad, sin esperar nada a cambio, sin sacar provecho. Los celtas definieron al amor como la fuerza que une a las personas para constituir familias y tener el valor de protegerlas, velar por ellas, educarlas y mantenerlas. En fin, existen más maneras de pensar del amor.

Es triste reconocer que si el amor tuviera un color, todos lo veríamos con matices diferentes y aún hasta de otros colores. La única manera de beneficiarnos con el amor es aprendiendo sus verdades y desaprendiendo las mentiras que ignorantemente nos han inculcado. Entonces hagámoslo, aprendamos del amor y apliquémoslo.

El amor existe desde que la humanidad existe, no inicia con el romanticismo y no tiene nada que ver con el sexo, si el amor tuviera relación directa con el sexo, los padres no podrían amar a sus hijos, hay que desaprender esa idea. También hay que desaprender la idea de que el amor es sólo sentimiento y hay que aprender que el amor siendo un sentimiento es capaz de provocar a acciones, el amor se muestra con actos de amor.

La actitud muestra la intención con la actuamos o nos comportamos. Depende de qué actitud tomemos sobre el amor para mostrar nuestras intenciones. En la actualidad, el que la sociedad desconozca la naturaleza verdadera del amor, permite a ciertas personas o instituciones manipular a sociedades completas. Por medio de la actitud que tomen estas personas o instituciones manipuladoras podremos sentir sus intenciones.

Estoy muy seguro que el amor será parte del contenido del discurso político de muchos que desean el poder y que mentirán con hipocresía y malicia con tal de lograr la simpatía y los votos de la gente. Con lo que no cuentan es que, precisamente por ser el amor un SENTIMIENTO UNIVERSALMENTE HUMANO, hará que las personas a quienes quieran manipular lleguen a SENTIR de estos hipócritas políticos su falsedad y malas intenciones.

HAY QUE APRENDER que el amor se muestra en el afecto, la bondad, la compasión, la tolerancia, el trabajo, el sacrificio, la honorabilidad, la inclusión, la fraternidad, el interés sincero. EL AMOR NO ES egoísta, no busca su propio beneficio, no le interesa perjudicar a los demás, no presume sus logros, no espera felicitaciones ni reconocimientos, no espera un pago o agradecimiento por sus obras, NO HAY CORRUPCIÓN en el amor.

EL AMOR es la capacidad de dar servicio sin esperar nada a cambio. Se practica el amor cuando estamos dispuestos a trabajar en beneficio de los demás, cuando lo hacemos SIN el deseo de obtener algún beneficio propio.

AMAR A MÉXICO es entregar nuestros medios, talentos y esfuerzos en beneficio de los mexicanos como seres humanos y en beneficio de México como territorio soberano y libre. Quienes practican el AMOR practican la libertad, el respeto, la tolerancia y la inclusión; NO confunden al amor con deseos carnales, vanos o egoístas. Las personas que aman a México son quienes lo salvarán de la decadencia, decadencia que es el resultado precisamente de quienes lo han dirigido intencionalmente por beneficio propio. ES NECESARIO QUE AMEMOS A MÉXICO. Aprendamos más del verdadero amor y desaprendamos lo que no es el amor, será bueno para nuestra vida y nuestro país, vivamos con amor… ¡AMEMOS A MÉXICO!

 

 

NN Noticias Sinaloa 2015. Todos los derechos reservados.