[ Cerrar ]

Baldíos usados como basureros; generadores de un ambiente criminal


Publicado el 4 de Septiembre del 2017 2:02 p.m. CAPITALCAPITAL



Un espacio mal cuidado invita a replicar el delito

NN Noticias / Luis Gerardo Magaña

Como si fuera una dupla ya establecida, la maleza y los escombros en los terrenos baldíos suelen andar juntos.

Se trata de una realidad que ya es común ver en el andar diario por la ciudad; terrenos sin construcción en los que la naturaleza reina, no precisamente de manera ordenada ni estética, al cual llegan carros a depositar toda clase de desechos, los cuales van desde materiales de construcción hasta monitores de computadoras e incluso, si se ubica en la cercanía de algún puesto de venta de comida, el desperdicio que aquí se genera.

Es ya un problema que afecta tanto al medio ambiente como a los vecinos de la zona e incluso a la imagen e higiene de la ciudad.

Tal como relata Sabino Ruezgas, habitante de la colonia Nuevo Culiacán y dueño de un terreno en Villas del Río, quien testificó que es difícil mantener una locación en la que los mismo ciudadanos no respetan.

Su terreno, de 15 por 40 metros, está rodeado por maleza, llantas quemadas, árboles secos, grava y papeles tirados en el suelo, lo que desmotiva, dificulta y hace hasta peligrosa la visita a este lugar.

El problema aquí es que difícilmente esto se terminará, tal como habla la teoría de la ventana rota elaborada por James Wilson y George Kellin; si hay un edificio con una ventana rota es cuestión de tiempo para que las demás sean destrozadas por vándalos, pero si hay uno en buenas condiciones, este impondrá un poco más de respeto a sus instalaciones y entonces será menos común ver que alguien se atreva a dañarlo. Es decir, las actitudes delincuenciales se replican si se ve que ya son practicadas.

En otras palabras, si en un terreno baldío se encuentran desechos no dejará de haber gente que llegue y tire más y más, lo que terminará haciéndolo un basurero público y no solo eso, sino que se volverá también un punto que promueve  aún más tipos de ilegalidad.

Delitos relacionados con la basura…

Basados en los artículos 61 y 62 del Bando de Policía y Gobierno, será penado:

  • Arrojar basura desde el interior de vehículos particulares o concesionados hacia la vía pública;
  • Incinerar llantas, plásticos y similares, en lugares no permitidos por la autoridad sanitaria correspondiente
  • Mantener los predios urbanos, con o sin construcción, en condiciones que no garanticen la higiene y la seguridad, o sin los medios necesarios para evitar el acceso de personas ajenas sin autorización a esos predios
  • Barrer el frente de las viviendas y establecimientos de toda índole “hacia adentro”

Esta situación debe ser afrontada tanto de parte de la ciudadanía, que debe dejar esta práctica de lado, como de las autoridades, que deben cuidar la limpieza de la ciudad.

En este sentido, el regidor presidente de la Comisión de Urbanismo, Ecología y Obras Públicas, Jesús Armando Heráldez Machado, mencionó que se está trabajando en un proyecto en el que se pedirá a los dueños de terrenos que los mantengan en condiciones higiénicas.

“Incluso afectas a tus vecinos cuando eres dueño de un terreno con esas condiciones; para empezar porque se convierte en un lugar que genera insectos y animales que pueden ir a las casas, y también por la molestia de quienes van y lo usan para desechar basura”, explicó.

Otra de las medidas que está interpuesta de parte de las autoridades es la penalización con horas de arresto, según el artículo 62 del Bando de Policía y Gobierno.

“Son faltas contra las reglas sanitarias y el ecosistema, las cuales podrán ser sancionadas con arresto de 16 a 36 horas, el arrojar a la vía pública, parques, jardines o lotes baldíos animales muertos, escombros, basura, desechos orgánicos o sustancias fétidas”, se lee en dicho reglamento.

Hace años era común ver letreros en los que se advertía a la población del delito al que estaban siendo cómplices quienes arrojaran basura en espacios o públicos por medio de letreros, sin embargo, de estos ya no quedan muchos.

Por lo tanto, se debe de trabajar en una campaña de concientización que recuerde a la población a hacerse cargo de lo que vayan a tirar y presentarles la alternativa de acudir al relleno sanitario.

Es un trabajo que debe afrontarse en conjunto no sólo para lograr que la ciudad tenga un aspecto más limpio, sino para evitar esos focos de generación de delincuencia y como medida de cuidado al medio ambiente.

 

 

NN Noticias Sinaloa 2015. Todos los derechos reservados.