[ Cerrar ]

“Delincuencia Organizada”


Publicado el 4 de Septiembre del 2017 9:24 a.m. OPINIÓNEl Clarín Por: Juan Bernardo Martínez Ventura



Juan Bernardo Martínez

 

¿Qué es la Delincuencia Organizada? Primero diremos lo que no es, la delincuencia organizada NO ES una pandilla, NO ES una asociación, NO ES un sindicato, NO ES un club, y por supuesto NO ES una institución llamada “delincuencia organizada”. NO.

A veces quienes se refieren a la delincuencia organizada, lo hacen teniendo en el pensamiento que son un grupo de personas organizadas para cometer delitos, ya que llegan a llamarlos “miembros de la delincuencia organizada” o “parte del crimen organizado”, expresando equivocadamente el concepto. La Ley que se usa para juzgar a este tipo de delincuentes lo propone así, en el Diario Oficial de la Federación, el 7 de noviembre de 1996 fue publicada la LEY FEDERAL CONTRA LA DELINCUENCIA ORGANIZADA. Ésta ley fue promovida por el Congreso de la Unión y ha tenido sus revisiones y añadiduras desde entonces. Esta Ley en su Artículo primero dice que “tiene por objeto establecer reglas para la investigación, persecución, procesamiento, sanción y ejecución de las penas, por los delitos cometidos por algún miembro de la delincuencia organizada…” ¿Cómo está escrito? ¿MIEMBRO de la delincuencia organizada?, sí, eso dice. En el Artículo segundo de la misma Ley menciona nuevamente la misma idea, dice que “Cuando tres o más personas se organicen de hecho para realizar, en forma permanente o reiterada, conductas que por sí o unidas a otras, tienen como fin o resultado cometer alguno o algunos de los delitos siguientes, serán sancionadas por ese solo hecho, como MIEMBROS de la delincuencia organizada”. ¿En verdad? ¿MIEMBRO de la delincuencia organizada?, sí, eso dice. En la primera intención de la letra, la Ley determina a los delincuentes como MIEMBROS de una organización llamada así, “delincuencia organizada”. Eso está al margen de la letra, sin interpretación.

Como nota: Los “delitos siguientes” a los que se refiere son: terrorismo, delitos contra la salud, falsificación o alteración de moneda, operaciones con recursos de procedencia ilícita, acopio o tráfico de armas, tráfico de indocumentados, tráfico de órganos, corrupción de personas, menores de edad y en diferentes modalidades (como pornografía, turismo sexual, lenocinio, tráfico de menores, etc.), delitos en materia de trata de personas, secuestro, robo de vehículos y asalto, etc., en resumen todos los considerados delitos en el Código Penal Federal.

Es importante mencionar que la primer finalidad de esta columna es de mostrar que no hay una asociación llamada “delincuencia organizada” y que por lo tanto no se debería de colocar la frase “MIEMBRO DE…”

AHORA ANALICEMOS LO QUE SÍ ES. Para entender lo que sí es el crimen organizado o delincuencia organizada, primero debemos de comprender que no es lo mismo ‘un grupo de personas organizadas para cometer delitos’ que ‘cometer delitos de manera organizada’, siendo esto último, el modo correcto de perspectiva del delito a perseguir. Entendamos que cuando se persigue a la delincuencia organizada se persigue el hecho de organizar, planear y ejecutar delitos, con toda la intención, liderazgo y recursos posibles y disponibles; que se convierte en ‘delincuencia organizada’ cuando son tres o más personas involucradas en la misma intención delictiva. En realidad ‘delincuencia organizada’ es más una descripción categórica, que un grupo de personas delinquiendo; es decir que, cuando tres o más personas se organizan para cometer delitos, entran en la categoría de “delincuentes organizados” y AUMENTAN las penas por cometer delitos, que de por sí ya son perseguidos.

¿Por qué es necesario hacer esta aclaración y corrección conceptual? PORQUE muchos ciudadanos creen que hay una institución llamada “delincuencia organizada” y suponen que ellos están obteniendo más poder que la Ley, creen que son impunes, poderosos, implacables, creen que por ser parte de la delincuencia organizada no pueden ser tocados o son detenidos difícilmente, hay quienes le tienen miedo a la “delincuencia organizada”, cuando en la realidad (como se los he mostrado) NO EXISTE. Si no me creen pregunten entre sus conciudadanos.

ES NECESARIO corregir este concepto entre la sociedad para quitarle importancia a algo que no existe. Cuando esto suceda, la sociedad tendrá más poder en el uso de la ley y aumentará el respeto por las instituciones legales que sí existen. Es nuestro deber como ciudadanos comunicar esto a todas las personas con las que convivimos día a día, es ADECUADO y bueno para nuestra vida social y personal ser más inteligentes al deshacernos de los conceptos equivocados que por cualquier razón han sido parte de nuestra vida. Si queremos cambiar al país, necesitamos mejorar aún en este detalle de conocimiento. Buena falta que nos hace como país aumentar el amor y respeto por nuestro México.

 

 

NN Noticias Sinaloa 2015. Todos los derechos reservados.