[ Cerrar ]

El Morongo


Publicado el 4 de Julio del 2016 11:35 a.m. OPINIÓNAndanzas



Por: Ernesto Leyva.

El Morongo es un héroe anónimo del Río Humaya, recuerda tristemente cuando dejo sin casa a sus padres quemándola con palomitas explosivas. 

Rezaba el año del 2010 en una tarde de sábado después de esas jornadas marathonicas donde los jefes te dejan toda la bronca y ellos se van muy campantes. Ese día estaba más aburrido que obligar a un  enfermo terminal, ver a Eugenio Derbez toda la tarde ¡chale!. Ya iba galopando la calle Donato Guerra y al dar vuelta por el Madero, me detengo esquina de Riva Palacio y por arte de magia me da una sed tremenda y me dispongo a echarme unas serpentinas de a chaleco en el bar “El palo espinoso”. Pero antes fui a comer. ya que la última vez que comí botana gratis duré un mezquite muy mal del estómago.

Al llegar al famoso bar cuando abro la puerta me reciben con un sillaso que si no me quito no estaría escribiendo miles de tonterías, eran dos vatos picudos de esos que nomas tienen alcohol en el cerebelo y empiezan a puro regarla, de repente llega un compa con figura simiesca los agarra a los dos y de un trompón los pone a rezar y al mismo tiempo le dicen ya papacito. Ya poniendo la paz en ese gacho lugar, se va como si nada se sienta, sube los pies en la silla como chimpancé y al querer prender un tabaco se le que da mirando al cerillo como si estuviera recordando algo. Yo de metiche me senté a lado de el y le pregunto que si que rollo y este me suelta el cuento. ¡Como da vueltas la vida! , si este personaje es el famoso Morongo un héroe del río Humaya; este compa salvó a más de uno, en las inundaciones del Humaya, se le vio arriba de los helicópteros, salvando animales y las  pertenencias de las gentes que  pobrecillas se inundaban hasta la orejas, todavía tengo en mi mente un beso tierno que le da una niña después de salvarle la vida en su linda fea cara. Si este pingo gobierno fuera parejo le harían una estatua en el medio de la ciudad pero como son muy canijos ni se acuerdan de él. ¡Como nos hace falta la memoria a algunos!. Morongo vivÍa en Veracruz, en Chumatlán para se exactos, el 1 de Noviembre de 1982, él y sus hermanos jugaban con palomitas de pólvora cuando de repente una cae en la casita de sus padres y esta comienza a arder. De la casa de 6 metros por 8 de largo quedaron los puros cuatro horcones todos carbonizados, Morongo al ver el triste paisaje le empezó a salir sangre por las narices, Y empezó su peregrinación por todo el país para buscar dinero para arreglarle la casa a sus jefes. como el trabajo honrado no deja nada de ganancias. y Morongo se quedó aquí en Culiacán y jamás pudo juntar el dinero. Ya iba a escurrirle el moco y le doy unas palmadas en el lomo y le digo: Morongo el tiempo y la memoria van de la mano esa fue un travesura de chiquillos pero tu labor de ser humano nada la cambia “tu eres un héroe anónimo” que quizás creas tu, que nadie te recuerda pero estas muy equivocado. Estoy seguro que muchos se acuerdan de ti, por tus hazañas. Y ademas quién se va a olvidar de tu cara changuesca , tu nariz super ancha, tu gran boca con dientes como de caballo y tu cuerpo peludo y encorvado. Tienes un corazón tan grande como tu fealdad. Morongo se me quedo viendo y me dijo: “no me alivianes compadre”. En eso empezó la variedad y mandamos a volar los  pensamiento y pedimos la siguiente cubeta repleta de serpentinas para darle duro a nuestra felicidad ya que este mundo no tiene compostura. Morongo es un héroe anónimo que vivirá en muchos los corazones Humayenses.

ceroleyva@gmail.com

 

 

NN Noticias Sinaloa 2015. Todos los derechos reservados.