[ Cerrar ]

¿Huyendo o previniendo?


Publicado el 14 de Diciembre del 2016 8:46 a.m. OPINIÓNEl Clarín Por: Juan Bernardo Martínez Ventura



 

Por Juan Bernardo Martínez Ventura

El pasado 7 de septiembre Videgaray renunció a la Secretaría de Hacienda. Hace algunos días renunció Carstens a su cargo como Gobernador del Banco de México (Banxico). Ciertamente nadie lo esperaba, ciertamente la Ley de Banxico no contempla la renuncia de su gobernador. Contemplamos que han renunciado dos personas en puestos muy importantes para la economía del país, ¿será que ellos saben lo que sucederá a la economía mexicana próximamente?, ¿será que saben que habrá alguna crisis más importante que la pobreza en la que viven más de 50 millones de mexicanos?... es posible. 

Lo que es un hecho es que Carstens ha renunciado, y está en peligro la autonomía del Banco de México. Un hombre que protegió a México, a su economía y a su moneda tanto cuanto pudo, con un conocimiento basto y claro de los sistemas bancarios, alguien que sabía a la perfección lo que hacía, ése alguien altamente capaz llamado Doctor Agustín Carstens, renunció.

Se acerca el fin de año vertiginosamente y pronto empezaremos el 2017, de entrada con la liberación del precio de la gasolina y el diesel, en donde será la Secretaría de Hacienda quien establecerá los precios máximos de estos energéticos básicos, donde supuestamente se estarán vendiendo los combustibles en precios similares internacionales (lo que sea que quiera decir eso). Petróleos mexicanos sufrirá debido al régimen fiscal que tiene y además tendrá competidores comerciales extranjeros con mucho ponche financiero. Seguramente habrá una repercusión en los precios de todo, debido al uso de combustibles en la producción, distribución y etcéteras posibles que haya. Seguramente aumentará el precio del transporte público. En fin, se desconoce con certeza el tamaño del impacto que genere sobre la población y sobre la economía del país la simple liberación de los precios de la gasolina y el diesel.

Tal parece que los Senadores confían mucho en que en México ya existen las condiciones necesarias para hacer un movimiento de este tamaño, suponen que los mexicanos y sus bolsillos soportarán con alegre actitud esta acción. Piensan que no se generará la crisis que tal vez motivó a Carstens a renunciar, sarcástica y retóricamente lo expongo.

 

 

 

 

NN Noticias Sinaloa 2015. Todos los derechos reservados.