[ Cerrar ]

No camines su camino


Publicado el 21 de Noviembre del 2017 8:21 a.m. OPINIÓNRocío Labastida



Por: Rocío Labastida

 

Betsy, una hermosa alumna que canta precioso, es soprano, pero nació con los brazos pequeños, el otro día me decía mientras cenábamos: mi madre quiere que vaya a vivir con ella, pero yo quiero ser independiente, ella no me va a durar toda la vida.

Carlos, un tenor invidente con una voz prodigiosa es otro de mis protegidos y amigos de la ópera, hemos viajado juntos y vivido experiencias maravillosas, pero cuando le pregunto cómo le hace para estar lejos de su familia y salir adelante sin su vista, me dice: yo puedo sólo.

Son dos de los seres humanos que yo más quiero y admiro por su actitud y grandeza ante la vida, no se amedrentan ante las dificultades, y saben salir adelante a pesar de sus carencias.

Y a veces, les damos todo a nuestros hijos y los echamos a perder, la sobreprotección no es buena consejera, pues si algo es seguro, es que un día van a estar solos, así que permitámosles que vivan sus luchas, que lloren sus problemas, y que resuelvan sus asuntos.

Este mundo donde ya no es necesario saber ortografía porque existe un corrector, aprenderte los teléfonos porque tienes un directorio automático, no saber una dirección, porque te guias a través de una aplicación.. todo es ahora más fácil, ya no existe la cultura del esfuerzo. Si tienen un problema, le van a preguntar a Siri como resolverlo..

Creo que es necesario que los jóvenes vuelvan a tener responsabilidades, tender su cama, lavar sus platos, lavar el auto, ayudar en la casa, cocinar. No se les van a caer las manos y les va a servir para tener más disciplina, más orden y más fortaleza en el futuro.

En China hay un dicho que dice: “Educa a tus hijos con un poco de hambre y un poco de frío”, y yo que he tratado con muchos alumnos, veo como muchas veces los hijos de personas con pocas posibilidades económicas, triunfan más que los que lo tienen todo. La necesidad va creando el deseo, el deseo va creando el esfuerzo, el compromiso y la disciplina, y esos factores son los que llevan al éxito.

Asi que padres: no hagan la tarea por sus hijos, no armen su mochila, no les ayuden a buscar lo que pierden, ni enmienden sus errores, ya que los hijos aprenden que tú puedes hacer las cosas mejor que ellos, y no le enseñas a ser responsable.

Déjalo que cometa errores, deja que se haga cargo de sus cosas, márcales el camino.. más no lo camines por ellos.

 

Bendiciones .

 

 

NN Noticias Sinaloa 2015. Todos los derechos reservados.