[ Cerrar ]

Voto racional vs voto emocional


Publicado el 28 de Abril del 2015 10:42 a.m. OPINIÓNISTAR MEZA



¿en que basa su voto, en la razón o en la emoción?

 

En las campañas electorales, el ciudadano manifiesta una simpatía o antipatía hacia un determinado partido o coalición de partidos, su programa electoral y sus candidatos, conducido por diferentes factores y motivaciones históricas y circunstanciales, que se manifiestan por medio del voto,  por lo que éste representa la decisión suprema del elector, depositada en la urna.

Aunque  se ha dicho que el voto se concibe en el diálogo y que son varios y distintos los elementos que inciden en la estimulación y orientación del mismo; el saber qué es lo que mueve o motiva la conducta de los votantes en el juego electoral sigue siendo una interrogante que ha estado presente durante muchos años para todos, en especial para los políticos y candidatos que durante comicios electorales buscan incitar al ciudadano a seleccionar su coalición.

Usted, ¿Qué toma a consideración para elegir por quién votar?, Si bien es cierto que influyen ciertos factores para la elección electoral, creo que ha todo estímulo le sigue una respuesta, similar a la relación que existe entre causa y efecto, por eso pienso que la votación  se puede dividir en dos categorías; el voto racional vs el voto emocional.

Podría definir que el voto racional es aquel que se desarrolla cuando el elector evalúa las diferentes candidaturas políticas que se presentan y  opta de manera racional, analizando las ventajas, desventajas, beneficios, riesgos e intereses que espera conseguir al tomar una determinada decisión. Se podría especular entonces, que estos votantes no pueden ser manipulados tan fácilmente.

En este sentido considero que el sufragio realizado por un votante racional, se basa en la duda, pues por lo regular son ciudadanos que se involucran poco en la política, que no presentan compatibilidad, apego o devoción con ningún partido; por lo que toman en cuenta todos los elementos que operan los diferentes candidatos pues no tienen inclinación por ninguno en particular o incluso pueden concluir en no votar.

El proyecto estratégico y el principal juego de los partidos y sus candidatos para forjar este tipo de votantes, radica en consumar acciones proselitistas político-ideológicas, esencialmente con los jóvenes, ya que por ser electores que por primera vez están acreditados para presentar su sufragio y poder elegir a los representantes populares, pretenden afinar en estos una identidad político partidista.

Por otro lado, está el voto emocional, el cual podría decretar que es aquel, que se deja llevar por las campañas políticas, por las despensas que les dan, o por ser leales a alguna coalición en particular y por la emoción no reflexionan en su decisión y simplemente votan por el partido del que más beneficios hayan obtenido durante la campaña.

De igual manera es un sufragio que se compone cuando los electos votan por aquellos candidatos o partidos que es probable que resulten ganadores pues son notificados como tales por los medios de comunicación y las supuestas encuestas sobre predilecciones electorales, esperando con esto estar del lado del ganador, pues por el simple hecho de que algún partido o candidato entregue más apoyos o se refleje más durante la campaña llevando la delantera en las preferencias electorales de los votantes, el ciudadano emocional estipula acomodar su voto colaborando con el posible ganador, porque no quiere verse desventurado en este sentido.

Le vuelvo a preguntar a usted lector, ¿en que basa su voto, en la razón o en la emoción?, es de los votantes racionales que piensan en las propuestas y analizan las acciones de los candidatos antes y durante la campaña para tomar una decisión meditada o es de los que se dejan llevar por los apoyos que le den o por los resultados que vayan teniendo las encuestas predictivas de las elecciones.

Es de los que votan por Santa Cachucha porque su familia siempre ha votado por esa Santa, o porque le parece atractivo tal o cual candidato, porque he de recordar que en elecciones anteriores se dijo que muchos electos asentaron  su voto dejados llevar por atractivos físicos de un candidato.

¿Qué tipo de elector es usted? es de los que salen a votar aunque decidan anular el sufragio por no estar convencido de ningún partido por el hartazgo político en el que se encuentra envuelto, o bien por esta misma cuestión reflexiona detalladamente el pro y  el contra de tomar tal o cual decisión.

Sea cual sea su categoría, lo cierto es que cada persona, cada campaña y cada comicios electorales son diferentes, por esto es que le cuestiono qué tipo de elector se considera, sus motivaciones cambian y responden a la razón o bien se deja llevar por las emociones del proceso.

Todos los partidos políticos y los candidatos, por tradición, sitúan sus acciones para convencer a los votantes racionales, pues la posibilidad de cambiar al sector de votantes emocionales  o de votos opositores a disuadir de su fracción es algo  complicado.

Es por esto, que sea cual sea su categoría debe analizar qué candidato o coalición le convence más, que propuestas son las que más le gustan, que es lo que pide de los candidatos, pero lo más importante es que aunque su voto sea racional o emocional se lleve a cabo, que aunque sea un voto nulo salga a realizar el sufragio, el cambio en México puede ser por su elección. 

 

 

NN Noticias Sinaloa 2015. Todos los derechos reservados.